El marketing con blogs genera buenos rendimientos para las empresas que quieran apostar por ofrecer y comunicar sobre sus productos y servicios en Internet. Los analistas han comprobado que escribir una nota diaria en un blog comercial multiplica por cinco el tráfico, que ese tráfico se incrementa en un 53% tras 50 textos y contenidos optimizados en Google y que 200 entradas con la misma dedicación lo aumenta en 4,5 veces. Visto así, ¿qué falta para que nos decidamos por el marketing con blogs?.

 
 
Pero no basta con crear contenidos y ya está, en la letra pequeña figura una cláusula que dice ‘buena calidad’. Y para alcanzarla hay que escribir correctamente (éso es básico), hablar con naturalidad al público objetivo y ser originales. Si se da por hecho que las dos primeras variables pueden ser resueltas fácilmente (escribir bien y saber comunicar mejor), queda la de la originalidad. 
 
Para resolver su incógnita, la de cómo hacerlo, vamos a proporcionar algunas claves inusuales con las que inspirar un perfecto marketing con blogs. Vemos cuatro fuentes de inspiración tomadas de aquí y de allá y nutridas con un razonamiento:
 
– Hobbies. Lo que se hace en los días laborables, las del gestor del producto o del servicio, el titular de la marca, la persona que es responsable del negocio. No es broma, esa cercanía inspira confianza entre quienes están ahí para comprar.
 
– Los niños. La ternura llama a las mejores emociones. Los relatos sobre historias de niños y todos sus temas son muy populares. Tanto, como para pensárselo. ¿No cree?.
 
– La perspectiva personal. De lo que se trata es de ofrecer todo aquello que pasa a nuestro alrededor. Con una visión personalísima, llena de anécdotas y con un sentido humano y cercano que pueda ser un referente de cómo pensamos cuando hacemos lo que hacemos. Volvemos a lo mismo, una oportunidad para ganar cercanía con el usuario.
 
– Publicaciones no relacionadas con el proyecto de negocio. La idea es hablar de cómo vemos lo que nos rodea sin referirnos a lo que vendemos. ¿Dónde está el punto de equilibrio? Ése es el tema, que hay que encontrar.
 
El marketing con blogs es fácil, sólo hay que dejarse llevar por la sintonía que supone ofrecer lo que somos. Ni más, ni menos.