El éxito de una empresa, producto o servicio hoy en día recae mucho en la estrategia de marketing que se utilice para ello. Es por eso que aquí ofrecemos las cinco técnicas de control de marketing:

Investigación: Parte fundamental ya que consiste en recoger datos para posteriormente analizarlos y comprobar si el producto o servicio ofrecido cubre alguna necesidad de manera satisfactoria. Es en este paso cuando se puede mejorar el producto y adaptarlo mejor a los clientes o encontrar nuevas necesidades para cubrir.

Pruebas: Otro paso básico es realizar pruebas antes de desembolsar grandes cantidades de dinero ya sea para crear el producto o para distribuirlo. Para ello es necesario realizar una prueba con un stock mínimo y ver si realmente puede ser un éxito o un fracaso, es el momento de darse cuenta de los errores.

Medidas: Es importante observar las estadísticas para saber si tiene éxito una estrategia de marketing o no. No solo se observan las ventas, si no la cuota de mercado y se compara con la competencia. En este punto también se observa cual es el punto de retorno de la inversión realizada.

Estrategia de precio: Quizá hay que hacer cambios en el precio y ajustarlo al mercado actual para poder obtener beneficios, ya que quizás hay mucha competitividad en el mercado. Aunque si por el contrario los costes aumentan bastante, habrá que elevar el precio del productor.

Estrategia de promoción: Al igual que con el precio, también se debe ajustar la estrategia de publicidad, ya sea para ampliar sus miras, cambiar la percepción de los clientes o aumentar las ventas. Se debe tener en cuenta una buena promoción del producto para evitar perder ventas con otras marcas de la competencia.